miércoles, 31 de agosto de 2011

DE ROSAS Y TILOS


Supongo que les sorprenderá si les digo que para mí una de las noticias más gratas de este verano, por todas partes convulso entre la hambruna en el cuerno de Africa, la primavera árabe que no acaba de florecer y los sustos de la crisis, ha sido que Martine Aubry destinaría a la cultura un cincuenta por ciento más de presupuesto. La ya candidata en las primarias del partido socialista francés a la presidencia lo ha anunciado en un foro en Avignon. Me ha ilusionado mucho que lo haya dicho quien es desde el año 2001 alcaldesa de Lille, que ya en el año 2004 fue capital cultural europea, y que basó su estrategia en las sinergias de la cultura con otros elementos del desarrollo para mejorar y promocionar la ciudad. Alguien que sabe de la rentabilidad social y también económica de la cultura.
Ahora dedico parte de mi trabajo político como concejala de la oposición, a saber cuánto dinero destina el ayuntamiento de Granada a la cultura y en qué lo gasta, además de hacer propuestas para mejorar la oferta cultural, tanto respecto de la programación como del patrimonio, pensando que a lo mejor algún día también nosotros podamos optar a esos títulos europeos. Desgraciadamente el PP del Ayuntamiento no tiene política cultural. Unas pocas acciones ramplonas e improvisadas cuyas falta de ambición y calidad son notorias, hoy comparto dos ejemplos muy recientes.
A la vuelta de las vacaciones paseando por la Plaza Bib-Rambla observo la instalación de una caseta con una “música” espantosa y un insoportable hedor a fritanga que averiguo al día siguiente que es un ”programa cultural” que el ayuntamiento hace en colaboración con la Asociación de Vecinos Sagrario-Centro y que lo único que tiene de relación con la belleza es el nombre ”Bajo los Tilos de Bib-Rambla” porque el espectáculo (¿) (en datos de 2010 que son los únicos publicados)costó a las arcas municipales cuatro mil euros, que se repartieron entre una empresa vinculada a un concejal y las supuestas actividades culturales organizadas por la Asociación de vecinos regentada por el hermano de un diputado provincial , ambos del PP, todo ello ante la denuncia y el estupor de los vecinos y comerciantes.
Por otra parte, ya en el despacho encuentro un libro editado por el Ayuntamiento dedicado a Francisco López Burgos, el escultor granadino premio nacional de escultura y autor entre otras muchas obras de la escultura a José Antonio Primo de Rivera, que se niega el consistorio a retirar de la Plaza de Bibataubín, y con asombro descubro que en el prólogo de Sebastián Pérez se invoca a Federico García Lorca citando unos versos de Juan Ramón Jiménez, en concreto “No la toquéis ya más …Que así es la rosa…”.
Anhelando más y mejor cultura para Granada, les dejo porque voy a acompañar a los vecinos y vecinas del Zaidín en su defensa de la Biblioteca de la Plaza de las Palomas.